• Portal Electrónico, Comuna de Lanco
Regional
Ampliación de Convenio entre INDAP y CONADI por $10 Mil Millones permitirá soluciones de agua a 800 productores indígenas

Ampliación de Convenio entre INDAP y CONADI por $10 Mil Millones permitirá soluciones de agua a 800 productores indígenas

Directores nacionales de ambos servicio respectivamente, extiende vigencia de convenio de 2020 incorporando mejoras en objetivo, tipo de obras, cuestiones de derechos y modo de ejecución. Se dirige especialmente a regiones de Los Ríos, Los Lagos, La Araucanía y Biobío.

Con la inauguración de 3 pozos de extracción de agua que resolverán las necesidades de riego de dos agricultores y una agricultora de La Unión, se celebró este martes la firma de la Ampliación del Convenio de Transferencia y Colaboración INDAP – CONADI con el objetivo de entregar soluciones integrales de acceso y distribución al menos a 800 productores indígenas o sus comunidades con foco en las regiones de Biobío, La Araucanía, Los Lagos y Los Ríos.

Los directores nacionales de INDAP, Santiago Rojas Alessandri, y CONADI, Luis Penchuleo Morales, llegaron hasta el predio del productor Rodencio Cárdenas Espinoza -sector Traiguén- para firmar este acuerdo que extiende hasta 2025 la vigencia del convenio original que concluía en febrero de 2023, e incorpora más posibilidades de solución, cambia al modo de administración para asegurar la ejecución y complementa las tareas ligadas a los derechos de aprovechamiento de aguas.

“Son más de nueve mil millones que vamos a ejecutar entre Biobío y Los Lagos y, en particular, hoy día vemos los primeros frutos de este convenio. En verano esta familia no podía producir porque no tenía acceso al agua, y ahora va a tener agua durante todo el año, gracias a este nuevo pozo profundo de más de 30 metros que va a entregar un caudal de 1,4 litros por segundo. Además, hemos ampliado lo que se financiaba, ahora tenemos también otras obras de riego, como podrían ser sistemas de captación de aguas lluvia, sistema de energías renovables para potenciar las bombas, temas de capacitación en el uso y la eficiencia del agua, y también asesoría legal porque hoy día tenemos un nuevo código de aguas”, dijo Santiago Rojas, director nacional de INDAP.

Por su parte, Luis Penchuleo Morales, director nacional de CONADI, comento que “seguimos cumpliendo el programa de gobierno mandatado por el Presidente Gabriel Boric. Las tierras tienen que ir acompañadas de la habilitación, en este caso la estructura de riego que permita darle una potencialidad económica a las familias, en este caso mapuche, y poder hacer mucho más productivas las tierras”, finalizó.

Las autoridades simbolizaron la proyección de esta alianza con la inauguración al mismo tiempo del pozo profundo que benefició al productor anfitrión, y luego otras dos obras similares que se construyeron en los predios de Rosa Reyes Villegas (sector Folleco) y Daniel Azócar Aburto (sector Choroico), todas en Los Ríos y que corresponden a las primeras obras que entrega el convenio.

Rosa Reyes, agricultora y beneficiada comentó; “nuestra comunidad sufre mucho con el agua en diciembre, enero, febrero. El pozo profundo va a facilitar todo para poder cultivar. Yo vendo en la feria y entonces ahora voy a poder producir mis lechugas en el verano, lo que antes no podía hacer”, comentó.

MÁS RECURSOS, HERRAMIENTAS Y VARIABLES TERRITORIALES
El convenio establece el traspaso de $9.600.941.910 por parte de CONADI, provenientes de sus programas Subsidio para la Construcción de Obras de Riego y/o Drenaje para Indígenas y Subsidio para Adquisición de Derechos de Agua para Indígenas, a INDAP quien los ejecutará a través de sus instrumentos regulares de fomento al Riego como el Programa de Riego Asociativo (PRA), Programa de Riego Intrapredial (PRI) y/o Bono Legal de Aguas (BLA).

Los recursos disponibles, que se desglosan en $8.100.941.910 para ejecución de obras y $1.500.000.000 para regularización de derechos de aguas, al administrarse a través de los programas de Riego de INDAP tienen mayores posibilidades de una ejecución más efectiva y oportuna. A esto se suma que se amplifican los montos a los que pueden acceder los beneficiarios ya que dichos programas subieron sus topes de cobertura de proyectos recogiendo el incremento de costos generales de las obras para hacerlas viables.

La ampliación de convenio diversifica también el tipo de obras posibles de construir con lo que los productores ya no estarán limitados a solicitar exclusivamente pozos si no que podrán considerar diversas obras de captación y riego según la factibilidad técnica de cada uno (extracción desde otras fuentes, recolectores de aguas lluvias, etc).

El acompañamiento respecto de derechos de aprovechamiento de aguas, además de la asesoría jurídica para la regularización, ahora incluye capacitación general a los beneficiarios en aspectos legales (con base en el nuevo Código de Aguas) y difusión de programas públicos que apoyen la gestión de los diversos trámites legales relacionados con riego y las comunidades de uso.

Cuestiones geográficas claves también se incorporan como la corrección de la temporada para los estudios geofísicos del nivel freático del agua, para que así entreguen información certera del recurso sondeado en los procesos de concurso (en el anterior estaba acotada a invierno, período con un nivel de profundidad menor al verano), y la consideración del clima y de las condiciones de acceso, por ejemplo, para la programación de las obras.

La apuesta es que los usuarios indígenas que se beneficien con la construcción y/o habilitación de obras, tanto a nivel extrapredial como intrapredial, mejoren el acceso, eficiencia, disponibilidad y calidad del agua para sus proyectos productivos agrícolas con uso eficiente y sustentable en armonía con el medio ambiente. Serán los ejecutivos y ejecutivas de Riego de INDAP en las direcciones regionales y agencias de Área quienes levantarán la demanda entre quienes lo requieran.

El agua que Rodencio Cárdenas ya puede extraer desde el pozo profundo inaugurado este martes en su predio será conducida a un acumulador tipo guatero desde donde la redistribuirá para el riego de una huerta, un invernadero y bebida animal. Daniel Azócar, en tanto, la proyecta para su ganado y eventual riego de una pradera, mientras Rosa Reyes, además de utilizarla para el riego y sus animales,la destinará a consumo humano.